La cocina alemana en Rota. The German Restaurant

Teníamos muchas ganas de conocer el restaurante alemán que han abierto en Rota Javier y su mujer Ruth, The German Restaurant. Ya conocía a Jesús Sánchez y a su esposa Ruth Stadler en una visita que les hicimos un grupo de blogueros en octubre de 2019, ambos enseñan español a extranjeros cocinando en su espacio gastronómico Learning and Cooking.

La característica principal de la cocina alemana es su versatilidad y diversidad, su gastronomía se caracteriza por una multiculturalidad que hace que sea muy rica y diversa. Ya hace algunos años escribí en este blog sobre la gastronomía alemana, con motivo de una invitación en la que pudimos disfrutar de platos exquisitos. En The German Restaurant podemos disfrutar de los ricos platos que esta cocina ofrece, elaborados por expertos conocedores de la misma como Javier y Ruth, sevillano él y alemana ella…cada uno aporta sus conocimientos y cualidades para que el cliente salga contento y deseando volver.

Las salchichas son uno de los platos más importantes, las Wurst que se preparan con distintos tipos de carnes y diferentes sabores. Todos conocemos o hemos oído hablar de las ricas salchichas Frankfurt, las asadas de Nuremberg o las blancas de Baviera.

Estas salchichas blancas de Nüremberg a la parrilla con especias, chucrut y mostaza estaban riquísimas.

O estas de mayor tamaño con curry y ketchup, las Currywurst, o con salsa barbacoa casera y torta de patata.

Son muy conocidas en la gastronomía alemena las tradicionales albóndigas de Berlín, el típico codillo, las ensaladas de patatas… Todo ello acompañado con ricas y variadas cervezas del país. La bebida nacional es la cerveza, cuyas marcas Altbier, Malzbier Starkbier, Märzen, Bockbier, Doppelbock, Wiessbier, Radlermass… son muy conocidas internacionalmente. En The German Restaurant puedes elegir la que más te guste entre la amplia variedad que ofrecen.

La cerveza también se usa para cocinar, y elaborado con queso probamos este riquísimo plato para untar en pan. Obazta, crema de queso fresco y camembert con cerveza negra, pimentón, cebollino y pan alemán con sésamo 

No puede faltar el pan tradicional, los famosos brezel o pretzel, que también conocemos con la misma forma como galletas, o los Brötchen o Semmel, panes salados cubiertos con semillas.

También se toman las salchichas en ensalada, como esta Schweizer Wurstsalat, ensalada de salchicha con embutido, queso emmental, pepinillos y cebolla roja 

O de esta otra rica manera en que la prepara Javier, Zwiebelmettwurst, tostada de salchicha fresca marinada con apio, cebolla roja, nata agria y pimienta rosa 

Los Knödel o Klöße, bollos de patata, harina y sémola suelen acompañar carnes y sopas. El Sauerkraut, repollo que se pica muy fino y se fermenta en agua, también acompaña a muchos de los platos.

La carne de cerdo es la que más se consume. Y el codillo es el plato más característico.

Schweinshaxe o codillo de cerdo hecho a baja temperatura, en salsa bordelesa casera con hierbas y vino tinto, acompañada de albóndiga de patata. Tierno y riquísimo.

Frikadelle, que en vez de tener forma de bola la hacen como una tira de cerdo especiada a la parrilla, con cebolla confitada, col lombarda guisada y mousse de manzana 

Schnitzel King size, filete de cerdo empanado gran tamaño con mostaza, yogurt griego y puré de patata 

Käsespätzle, una pasta fresca hecha en el restaurante, con cebolla caramelizada con Tintilla de Rota y quesos ementhal y gouda gratinados

Y como postre el más famoso es el strüdel, masa enrollada rellena con distintas frutas, sobre todo con manzana.

Todos los platos típicos de la cocina alemana son deliciosos si están bien hechos y los hace alguien que la conoce bien, como es el caso de Javier y Ruth, quién mejor que ella para dárnosla a conocer y contarnos todos sus secretos. Es una experiencia estupenda que recomiendo a todos los que gusten de esta gastronomía y, si aún no la conoces y no sabes si te gusta, es la ocasión de probarla, seguro que repites.

Publicado en Bares y restaurantes, Cocina de otros países | 2 comentarios

Pulpo sobre parmentier de patata

El nombre parmentier relacionado con la cocina tiene su origen en el farmacéutico francés Antoine Parmentier, quien luchó a finales del siglo XVIII para que la patata entrara a formar parte de la dieta de los franceses. Logró que se cultivara legalmente y que ya en el siglo XIX fuera un alimento básico.

Se trata de un puré o crema de patata que, por su forma de hacerlo, queda más cremosa. Acompañando al pulpo cocido o a la brasa resulta un plato riquísimo.

Qué necesitamos:

  • Cuatro patatas
  • Dos cucharadas de mantequilla
  • Un vaso de leche
  • Dos patas de pulpo cocidas
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Pimentón dulce

Cómo se hace:

Hacemos un puré con las patatas cocidas, la mantequilla y la leche. Cocemos las patatas hasta que estén blandas, las pelamos y aplastamos. En un cazo ponemos la leche a hervir con la mantequilla, cuando se derrita ésta añadimos sal y las patatas y removemos constantemente hasta que quede muy bien mezclado. También se puede hacer añadiendo la mantequilla a las patatas y moviendo hasta que se derrita ésta, y luego añadir la leche poco a poco. De ambas maneras sale bien pero hay que dejarlo como un puré suave. Lo pasamos por la batidora de mano y listo.

Las patas de pulpo es mejor comprarlas ya cocidas, si son congeladas las descongelamos bien, las secamos y las pasamos por una plancha. Las salamos con sal de escamas o sal gorda.

En una bandeja ponemos el parmentier y echamos pimentón dulce por encima, y colocamos las patas de pulpo con un poco más de pimentón. Listo, se toma un trocito de pulpo mezclado con el parmentier y es un bocado exquisito.

Publicado en Patatas, Pescado | Deja un comentario

Macarrones a la boloñesa

La salsa boloñesa es una de las más típicas de Italia. Su nombre se debe a la ciudad donde llegó por primera vez en la Edad Media, Bolonia, ciudad universitaria a la que acudía mucha gente de fuera. Se necesita una buena carne picada y verduras como cebolla, ajo, zanahorias, berenjenas y salsa de tomate.

Qué necesitamos:

  • Un cuarto kilo de carne picada
  • Medio kilo de tomate triturado
  • Una zanahoria
  • Una berenjena grande
  • Dos dientes de ajo
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal
  • Azúcar
  • Queso parmesano rallado

Cómo se hace:

Hacemos un sofrito con las verduras picadas, pasamos la carne y, cuando esté hecha, añadimos el tomate. Lo mezclamos todo y dejamos hacer hasta que se forme una salsa espesa y todo esté tierno. Añadimos el azúcar y la sal.

Hervimos los macarrones hasta que estén al punto deseado, los escurrimos y emplatamos. Echamos la salsa por encima de los macarrones y cubrimos con queso rallado. Listo, la salsa está buenísima, eso sí, debe quedar consistente.

Publicado en Cocina de otros países, Pasta | Deja un comentario

Solomillo de cerdo al Tintilla de Rota

La tintilla es una variedad de uva autóctona de Cádiz, característica principalmente de Rota, que históricamente se ha plantado en la provincia desde mucho tiempo atrás y que, después de encontrarse casi en peligro de extinción, actualmente ha vuelto a cobrar la importancia que merece. En el siglo XIX se vivió un gran auge de esta uva en la zona, elaborándose vinos tanto dulces como secos. A principios del siglo XX se produjo un abandono del cultivo de la tintilla, que se vio desplazada por la variedad palomino, hasta el punto de desaparecer.

Las uvas son pequeñas, redondas y de color azulado oscuro a negro, con alto contenido en azúcares y acidez mediana. La tintilla de Rota necesita suelos arenosos y de barros, es una cepa de brotación y maduración tardías, y su producción es pequeña.

Hasta hace poco tiempo se usaba solo para elaborar vinos dulces, pero actualmente es básico para elaborar vinos tintos muy singulares. A ello ha colaborado el hecho de que, desde hace algunos años, varias bodegas gaditanas han apostado por esta variedad, tanto para vinos dulces como tinto secos, elaborando algunos de gran calidad y que están teniendo mucho éxito.

Como ingrediente en la cocina es estupendo sobre todo para guisos de carnes, a los que proporciona un sabor muy característico, diferente y delicioso.

En esta ocasión he cocinado con este delicioso vino un solomillo de cerdo, que ya he usado como ingrediente en otros platos.

Qué necesitamos:

  • Un solomillo de cerdo ibérico
  • Una cebolla
  • Cinco dientes de ajo
  • Una cebolleta
  • Un vaso grande de Tintilla de Rota
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen extra

Cómo se hace:

En una olla echamos un chorro de aceite de oliva virgen extra y, cuan do esté caliente, echamos la cebolla, cebolleta y los dientes de ajo cortados, no hace falta que estén muy picados pues luego los vamos a pasar por un pasapuré. Dejamos que se doren mucho y echamos el solomillo, lo doramos por ambas caras y salamos. Añadimos el vino y un poco de agua.

Dejamos que se haga, en una olla rápida basta con 15 minutos. Sacamos el solomillo y pasamos la salsa por un pasapuré.

Cortamos el solomillo en medallones y servimos con la salsa por encima. Lo podemos acompañar con verduras, patatas, arroz…Delicioso de todas las maneras.

dav
Publicado en Carnes, Vinos | Deja un comentario

Alcachofas confitadas con jamón y gambas

He conocido en Rota estas magníficas conservas Caprichos del paladar y Caprichos del Mediterráneo, a través de Jessica Montes. Hemos tenido la suerte de poder probar gracias a ella sus exquisitas alcachofas braseadas y confitadas, además de los pimientos rojos caramelizados. La pena es que ella solo distribuye a restaurantes y bares, no a particulares, pero tuvo la gentileza de darnos algunos de estos productos para que los probásemos.

dav

De todas formas es fácil confitar las alcachofas, solo hay que cocer los corazones en aceite a fuego medio hasta que estén tiernos, y ya tendríamos las alcachofas confitadas.

Los corazones de alcachofa confitados se pueden abrir con cuidado hasta formar una flor, añadimos unos trocitos de jamón ibérico y ya tenemos un plato exquisito.

Tendremos un plato ligero muy apropiado para cenas, almuerzos…

También podemos usar los corazones de alcachofa confitados para tomarlos con gambas. Solo tendremos que freír unos dientes de ajo, pasar las alcachofas y hervirlas con vino, hemos elegido Gran Mayeto de Bodegas El gato, que proporciona un sabor muy bueno a todos los platos a los que se añada.. Después añadimos las gambas y en cuanto estén hechas las apartamos. Huelen a gambas al ajillo…riquísimas.

Por último los pimientos caramelizados, estupendos para acompañar carnes, hacer ensaladas…

Aliñados con sal, vinagre y aceite de oliva virgen extra están buenísimos.

Publicado en Aperitivos, Verduras | Deja un comentario

Revueltos de verduras y embutidos

Así de genérico llamo a estos revueltos pues se pueden hacer con verduras como berenjenas, setas, judías verdes, espinacas…y añadir jamón, chorizo, morcilla…Los revueltos nos permiten una gran variedad de ingredientes. Para hacer un buen revuelto os remito a una entrada que escribí hace algún tiempo dando consejos sobre cómo hacer un buen revuelto. También podemos elegir unas patatas, y quedará de igual forma buenísimo. Aquí os pongo dos versiones con ingredientes distintos, uno con judías verdes y chorizo y otro con espárragos y jamón.

Qué necesitamos:

  • Judías verdes
  • Espárragos verdes
  • Chorizo
  • Jamón ibérico
  • Huevos
  • Sal
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Dos dientes de ajo

Cómo se hacen:

Tanto para uno como para otro debemos hervir las verduras, para que estén tiernas. Si se trata de judías debemos quitar los hilos, si los tienen, y cortarlas en trocitos. Si son espárragos les quitaremos las partes duras y los cortamos también en trocitos.

Cortamos en trocitos pequeños el embutido, en este caso chorizo o jamón.

Sofreímos los ajitos picados y añadimos las verduras, las rehogamos y añadimos los huevos y removemos mezclando todo. Por último añadimos la sal.

Siguiendo los consejos que más arriba he indicado, nos saldrán unos revueltos deliciosos. Para almorzar, cenar…Con pan, con picos…a gusto de cada uno.

Publicado en Consejos, Huevos, Verduras | Deja un comentario

Albóndigas de pollo al curry rojo

Ya he publicado dos recetas de albóndigas al curry, en ambos casos con carne de ternera y cerdo mezcladas y curry amarillo, aunque son distintas.

En esta ocasión he elegido carne de pollo y curry rojo, que en vez de ser en polvo es una pasta que venden en tiendas o supermercados en los que se pueden adquirir productos orientales, que actualmente son cada vez más abundantes.

Podemos pedir al carnicero que nos pique la carne de pollo, si no tenemos en casa triturador de carnes o la batidora no da para tanto; yo uso pechugas pero podéis usar muslos, contramuslos…lo que más os guste.

Qué necesitamos:

  • Dos pechugas de pollo
  • Uno o dos huevos según tamaño
  • Tres o cuatro cucharadas de pan rallado
  • Dos dientes de ajo
  • Harina
  • Perejil fresco
  • Para la salsa:
  • Un tarro de pasta de curry rojo
  • Media cebolla
  • Un vaso de leche de coco
  • Un pimiento verde
  • Aceite de oliva virgen extra
  • Sal

Cómo se hacen:

En primer lugar hacemos las albóndigas. Echamos la carne picada en un cuenco y la mezclamos con ajo rallado o muy picado, perejil picado, un huevo y pan rallado, lo mezclamos todo muy bien hasta que quede compactado y salamos a gusto.

Hacemos las bolitas, las pasamos por harina y las freímos.

Para la salsa ponemos un fondo de aceite de oliva en una olla y sofreímos la cebolla y el pimiento muy picaditos. Añadimos dos cucharadas de curry rojo y mezclamos bien, añadimos la leche de coco y después las albóndigas. Las hervimos unos minutos solo para que se unan bien con la salsa y listo. Buenísimas. Se pueden acompañar con un arroz en blanco especiado o unas patatas fritas, al horno…Un plato muy completo y muy rico.

Publicado en Aves, Carnes, Cocina oriental | Deja un comentario

Sandwich Croque Monsieur

El croque-monsieur apareció por primera vez en la carta de un café parisino en 1910, un café situado en el Boulevard de los Capuchinos de París, aunque se desconoce la procedencia de su nombre. El término croque hace referencia al crujir de las tostadas, y hay una versión monsieur y otra madame, ésta con un huevo frito encima.

Se trata de un sándwich muy sencillo y rico, con unos ingredientes fáciles de encontrar, ya que se necesita pan de molde, jamón cocido, queso gruyere o emmental, o algún otro que funda bien, y salsa bechamel.

Qué necesitamos:

  • Seis rebanadas de pan de molde (para tres)
  • Seis lonchas de queso que funda bien
  • Seis lonchas de jamón cocido gorditas
  • Queso rallado
  • Para la bechamel:
  • Mantequilla
  • Harina
  • Leche
  • Sal

Cómo se hace:

Hacemos una bechamel espesita.

Ponemos en una bandeja de horno tres rodajas de pan de molde y las untamos con bechamel, encima ponemos una loncha de queso y otra de jamón cocido.

Untamos las otras rodajas de pan con bechamel y las ponemos encima con la bechamel hacia dentro. Echamos más bechamel por encima de los tres sandwichs y espolvoreamos con queso rallado.

Los metemos en el horno precalentado a 180º y, cuando la superficie esté doradita, ya están listos para comer.

Están deliciosos y llenan bastante, por lo que recomiendo acompañar con una ensalada.

Publicado en Emparedados, Entrantes, Panes, Sin categoría | 2 comentarios

Pastel de verduras al horno

Este pastel de verduras lleva berenjenas y calabacines pero se pueden añadir otras verduras que tengamos o nos apetezcan. He hecho dos bandejas, una con carne y otra sin carne, para que puedan tonarlo los vegetarianos. Las dos estaban buenísimas.

Qué necesitamos:

  • Dos berenjenas
  • Dos calabacines
  • Carne picada de cerdo y ternera mezclada
  • Dos dientes de ajos
  • Tomate frito
  • Queso rallado que se funda bien
  • Para la bechamel:
  • Tres cucharadas soperas de harina fina
  • Una cucharada sopera de mantequilla
  • Dos vasos de leche
  • Sal

Cómo se hace:

Cortamos las berenjenas y los calabacines en rodajas y las ponemos en el horno con un chorrito de aceite y sal para que se ablanden un poco, sin llegar a asarlas del todo.

Sofreímos el ajo pelado y picado en una sartén con un poco de aceite y echamos la carne, la pasamos con el ajo y el aceite hasta que se haga y no se vea cruda.

Sacamos las verduras del horno y vamos colocando por capas los ingredientes en una fuente de horno: berenjenas, carne, tomate frito, calabacines, y de nuevo otra capa más de cada uno de estos ingredientes.

Cubrimos con bechamel y echamos por encima abundante queso rallado.

Calentamos el horno a 180º y metemos las bandejas hasta que veamos que la superficie está dorada. Es un plato riquísimo y muy completo, ¡probadlo!.

Y si no queremos carne lo hacemos igual pero sin poner carne picada, solo las verduras y el tomate frito.

Publicado en Verduras | Deja un comentario

Roscos de miel

Las mieles andaluzas destacan por su gran pureza y la que se produce en la provincia de Cádiz es de una magnífica calidad, gran parte de ella con certificación de ecológica. La zona gaditana presenta ecosistemas muy dotados para el aprovechamiento apícola, ofreciendo un hábitat natural propicio para la abundante producción de plantas aromáticas y medicinales de donde proviene la miel, tanto en la zona de Sierra como en el interior o en la costa. Las mieles andaluzas destacan por su gran pureza y la que se produce en la provincia de Cádiz es de una magnífica calidad, gran parte de ella con certificación de ecológica. La zona gaditana presenta ecosistemas muy dotados para el aprovechamiento apícola, ofreciendo un hábitat natural propicio para la abundante producción de plantas aromáticas y medicinales de donde proviene la miel, tanto en la zona de Sierra como en el interior o en la costa. Todas las mieles tienden a cristalizarse, especialmente si contienen mucha glucosa y el frío es intenso. Por el contrario, las mieles ricas en fructuosa, por ejemplo la que se obtiene de la salvia silvestre, permanecen licuadas durante más tiempo. Si la miel está cristalizada no hay que preocuparse, es señal de pureza. Si se quiere consumir un poco menos densa debemos calentarla al baño María. Con miel se pueden hacer muchos tipos de dulces, como estos roscos tan ricos.

Que necesitamos:

  • 3 huevos
  • Un vaso y medio de aceite de oliva virgen extra
  • 375 gramos de azúcar
  • Un limón
  • 100 gramos de canela en polvo
  • Una cucharadita de bicarbonato
  • Un vaso de miel
  • Medio kilo de harina

Cómo se hacen:

Echamos los huevos en un cuenco grande y añadimos el aceite de oliva. Después echamos el azúcar y ralladura de un limón, la canela en polvo, una cucharadita de bicarbonato y la miel. Mezclamos y amasamos muy bien.


Cuando la masa sea uniforme se va añadiendo la harina poco a poco. Si vemos que con el medio kilo no queda consistente añadimos un poco más.

La dejamos reposar 15 minutos. Formamos los roscos, cogiendo un poco de masa, estirándola en forma de cilindro y uniendo los extremos. Los colocamos en una bandeja de horno cubierta con papel vegetal.


Precalentamos el horno a 180ºC. Cuando esté caliente se meten los roscos 15 minutos, pasado este tiempo vemos si ya están hechos y, si es así, ya los tenemos listos.

Publicado en Dulces y bizcochos, Postres | Deja un comentario